Leche dorada exprés

Leche dorada

 

La cúrcuma es la especia más valorada de la medicina Ayurveda(India) ya que aporta numerosos beneficios para la salud. Es antioxidante, un antiinflamatorio poderoso y posees cualidades anticancerígenas. Gracias a ello ha sido foco de múltiples investigaciones en los últimos años. Tradicionalmente se ha utilizado para paliar dolencias inflamatorias como los dolores articulares, menstruales o gastrointestinales. Se trata de una raíz parecida a la del jengibre pero con un color y sabor totalmente diferentes. No aporta mucho sabor pero si un color naranja vibrante y espectacular. Tranquil@, no te van a teñir los dientes pero si debes tener cuidado al manipularla porque puede teñir superficies de trabajo o ropa. Nada que no solucionen al momento unas gotas de limón.

 

La leche dorada es una forma fácil y agradable de tomarla. Hoy en día podemos encontrar la cúrcuma en polvo en multitud de establecimientos, incluso a granel. Puedes tomarla para mitigar alguna dolencia inflamatoria concreta o incorporarla a tu dieta como desayuno, merienda o en helados. A mí personalmente me viene fenomenal para los dolores menstruales y de garganta o antes de dormir (calentita relaja mucho).

 

INCORPORA ESPECIAS A TU DIETA

 

1 taza / 5 minutos

 

Ingredientes

 · 1 taza grande de leche de almendras casera (250 ml) o leche de vaca eco · 1/2 cucharada de cúrcuma en polvo (4-6 g) · 1 cucharadita de manteca de coco · 1 pizca de pimienta negra molida · 2-3 gotas de esencia de vainilla · miel cruda o sirope de agave ( opcional)

  • 1 taza grande de leche de almendras casera (250 ml) o leche de vaca eco
  • 1/2 cucharada de cúrcuma en polvo (4-6 g)
  • 1 cucharadita de manteca de coco
  • 1 pizca de pimienta negra molida
  • 2-3 gotas de esencia de vainilla
  • miel cruda o sirope de agave ( opcional)

 

En un cazo de acero inoxidable calienta la leche a fuego medio sin dejar que hierva. Añade la cúrcuma, la pimienta, la vainilla y remueve bien. Una vez integradas las especias, retira del fuego y añade el aceite de coco y el endulzante natural que prefieras. Agita bien de nuevo.

 

¡ Listo! ¡A disfrutar de todos sus beneficios!

 

 

 

TIPs:

 

Toma la Leche dorada al momento como cualquier infusión.

 

Puedes sustituir la vainilla por canela, a mi me gusta más la vainilla porque endulza bastante. Pero no te emociones echando, la esencia de vainilla es muy concentrada y puede llegar a amargar.

 

No prescindas de la pimienta. Aunque en principio pueda parecer un ingrediente extraño para una leche, es importante ya que facilita la absorción de la cúrcuma en nuestro organismo.

 

Utiliza leche vegetal casera, solo tienes que dejar las almendras el día anterior, batir y colar. Las leches industriales son casi todo grasas de mala calidad y contienen demasiada sal y aditivos nada interesantes. En la receta “Batido de arándanos con leche de almendra” explico como se prepara. Es muy fácil y aunque solo dura 2-3 días se puede congelar.

 

No dejes que la leche vegetal hierva, así mantendrás un mayor número de sus propiedades.

 

Se puede usar cualquier leche vegetal que prefieras.

 

¡ Escucha a tu cuerpo! El día que la cúrcuma llegó a mi cocina me enamoré de ella y ya no la he dejado escapar. Desde luego ha sido todo un descubrimiento, la utilizo junto con la pimienta en multitud de guisos y revueltos. Le da un tono precioso al huevo y a los arroces. En la web puedes encontrar multitud de recetas donde empleo a estas dos hermanas inseparables. Pero cuando descubrí la leche dorada, no me podía creer que funcionara también para algunos dolores. Me dije: ¡esto lo tiene que conocer la gentebella!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *